Cómo elegir tu colorete ideal 3


La única forma de acertar es buscar siempre el tono que resulte armonioso con el color de tu piel. Así no sólo iluminarás de golpe tus facciones, además podrás tomarte muchas más libertades con los colores de las sombras de ojos y de la barra de labios.
Pues vamos al lío. Lo primero que haremos es ver un cuadro que resume claramente los seis tonos de piel estándar para que tengas claro cuál es el tuyo:

1.- Para las pieles más claras; para las maravillosas Pieles de Porcelana, su color es el albaricoque.
2.- Para pieles  muy blancas, delicadas y sensibles, pero un pelín más pigmentadas son las Pieles Pálidas. Este fototipo “revive” con los tonos rosa pálido.
3.- Piel es Media-Clara -pieles “beige” que al sol primero se enrojecen pero acaban bronceándose- decántate sin duda por el ámbar.
4.- Si tu piel es Media-Oscura, “aceitunada” -en verano se pone morena fácilmente pero en invierno se apaga y tiende al amarillo- el rosa es tu color.
5.-¿Piel Oscura? Un refrescante Fucsia iluminará tu rostro y te dará un aspecto “buena cara” inmediato.
6.- Y por último, las Pieles de Ébano, las más oscuras, están perfectas con un tono mandarina.
Sólo te queda elegir la textura: en polvo, en crema o líquido. La elección dependerá de si tu piel es grasa, seca, muy seca, mixta…  y de la duración qe quieras conseguir.El caso es que sientas la piel confortable, jugosa.


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 ideas sobre “Cómo elegir tu colorete ideal